Ruedas tubeless: Qué beneficios tienen para tu MTB


Las ruedas tubeless se han convertido en uno de los sistemas antipinchazos más destacados en la actualidad. Este tipo de ruedas son muy diferentes a las convencionales, de hecho, funcionan con un líquido especial (líquido para ruedas tubeless) para garantizar su vida útil y funcionalidad. A continuación, te explicamos exactamente qué son las ruedas tubeless y cuáles son los principales beneficios de contar con ellas en bicicletas MTB. ¡Vamos a ello!

¿Qué son las ruedas tubeless?

Las ruedas tubeless, a diferencia de las ruedas con cámaras de aire tradicionales, son un sistema que sirve para almacenar el aire en la rueda a través de un líquido sellante. Es decir, las ruedas tubeless no utilizan cámara, lo que significa que en caso de un pinchazo el líquido para ruedas tubeless se encargará de reparar la avería. Como puedes imaginar, se trata de un tipo de neumático que requiere un mantenimiento periódico en lo referente al cambio de este líquido para garantizar la máxima efectividad. En cualquier caso, este mantenimiento es mínimo y resulta bastante económico, lo único que hay que tener en cuenta es que debe cambiarse cada cierto tiempo ya que tiene vida útil —independientemente de que hayas hecho mucho uso de la bicicleta o no—.

Otra de las cosas que hay que tener en cuenta al responder qué son las ruedas tubeless es el material del cual se compone el líquido que se utiliza para sellar el neumático. Este consiste en una mezcla de amoníaco, agua y adhesivos químicos —como es el caso del látex—. Por otro lado, es importante diferenciar entre los dos tipos de ruedas tubeless que hay. Estas son:

  • Ruedas tubeless: Tal y como salen de fábrica pueden montarse en neumáticos tubeless directamente sin cámara. En este caso los agujeros por los que pasan los radios están ocultos en el propio aro, así es imposible que el aire se escape a través de ellos.
  • Ruedas tubeless ready: También conocidas como tubertype. Estas ruedas deben ser tubelizadas antes de realizar la instalación en el neumático sin cámara de aire. En la llanta podemos ver los orificios donde se instalan los radios. Con ello evitarás que haya fugas —lo más habitual es que lo haga un profesional—.

Cómo saber si mi rueda es tubeless

Para responder a cómo saber si mi rueda es tubeless o no lo único que tienes que hacer es fijarte en el fondo de la llanta. Es decir, tienes que mirar si dentro de la llanta puedes ver el fondo. Este es como una cinta adhesiva de plástico que si la quitas tiene agujeros en los radios. Si puedes llegar a verlos, entonces tu llanta no es tubeless. Ten en cuenta que la mayoría de los fabricantes diseñan las ruedas tubeless para sujetar los talones del neumático con más firmeza en la llanta. Estos últimos van encajados en un hombro o ranura que evita que el neumático pueda moverse, incluso aunque haya saltos o impactos. Las llantas tubeless evitan de esta forma que los neumáticos se destalonen y que haya fugas de aire, contribuyendo al sellado del sistema rueda-cubierta.

Ahora bien, y si quisieras convertir tus ruedas normales al sistema tubeless, ¿es posible? La respuesta es sí, pero no en todos los casos. Para poder hacerlo es preciso que las llantas sean del tipo tubeless ready. Esto significa que el fabricante ya ha preparado los componentes necesarios para poder retirar las cámaras y poder hacer uso de la válvula especial tubeless. Estas últimas pueden adquirirse en conjunto con el líquido y el fondo de llanta. El fondo de llanta es un elemento muy importante en la instalación ya que sirve para evitar las fugas de aire. Si está dañado o no se ha colocado correctamente se sabrá con las fugas de líquido al hinchar las ruedas.

Beneficios de las ruedas tubeless para MTB

Los beneficios de las ruedas tubeless para MTB, independientemente de que sean ruedas MTB tubeless 29 o de cualquier otro tamaño, es que evitan los pinchazos en las ruedas y en caso de que esto suceda, son muy fáciles de reparar. La base del funcionamiento está en el líquido, que descansa en la parte interior de la cubierta. Lo que ocurre exactamente es que a bajas presiones, o cuando hay un escape de aire por un pequeño pinchazo, el líquido acude al lugar del agujero. De esta forma el componente adhesivo sella la zona con bastante seguridad. Como es de esperar, esto repercute en una pérdida de presión, aunque en ningún caso suele bajar más de 1 bar. De manera que podrás acabar la ruta cómodamente y sin tener que bajar de la bicicleta. Además, si cuentas con una bomba o C02 el incidente podrá ser solucionado sin ningún problema.

Es importante dejar claro, no obstante, que el líquido no sella todos los pinchazos, sobre todo cuando se trata de rajas en la cubierta. En estos casos su acción es inútil, ocurre lo mismo cuando los agujeros son mayores de 3 milímetros. En estos casos el método de reparación empleado son las mechas. Para daños mayores será imprescindible recurrir a una cámara de repuesto y retirar la válvula tubeless, así como el líquido. En resumen, estos son los beneficios y ventajas de usar ruedas tubeless:

  • Desaparece el riesgo de sufrir pinchazos.
  • Aumenta la seguridad.
  • Son más ligeras y económicas.
  • Los neumáticos funcionan con menos presión y proporcionan más agarre.
  • El líquido para ruedas tubeless garantizan un mayor confort amortiguando las vibraciones.

Cómo es el mantenimiento de las ruedas tubeless

La vida útil del líquido para ruedas tubeless varía dependiendo de cada fabricante. Por lo general, se recomienda cambiarlo cada tres meses, aunque hay algunas marcas que fijan la fecha en dos meses a modo de prevención. Por supuesto, en caso de pinchazos, pérdidas o de haber sufrido algún que otro incidente será necesario cambiarlo lo más rápido posible para garantizar su efectividad.