¿Cuál es la presión para las ruedas de mi bici correcta?


Ajustar la presión de las bicicletas es fundamental para que esta funcione correctamente, para evitar pinchazos y para reducir el esfuerzo que tienes que hacer mientras pedaleas. Al ajustar la presión correctamente mejorarás, así mismo, tu seguridad en ella y evitarás sustos y sorpresas, por ejemplo, en mitad de una ruta de larga distancia. En este artículo vamos a darte las claves para que sepas cuál es la presión de las ruedas de la bici más recomendada. ¡Te lo explicamos!

¿Cuánta presión lleva una rueda de bicicleta?

Posiblemente el interrogante de cuánta presión lleva una rueda de bicicleta sea una de las dudas más frecuentes entre los ciclistas. Hay que tener en cuenta que ajustar la presión de las ruedas de la bici a las medidas necesarias mejorará la experiencia de conducción, así como el comportamiento del vehículo. Ahora bien, en ocasiones puede resultar complejo, sobre todo porque influyen factores mecánicos y del propio ciclista —como es el peso, el estilo de conducción o el tipo de terreno por el cual vaya a circular la bicicleta, incluso, las condiciones meteorológicas—. Otra de las cosas que debes tener en cuenta es la unidad de medida que se emplea en las tablas generales, que puede ser en bares o en psi. En España es más común usar bares, la equivalencia es de 1 bar = 14,5 PSI. Si quieres conocer cuál es la presión de los neumáticos de bicicletas exacta, ten en cuenta lo siguiente.

Presión rueda bici: el tamaño del neumático

Tanto el diámetro, como el ancho y su tamaño determinan, en gran medida, la presión que deben tener. Esto es así por la resistencia a la rodadura o superficie de la rueda que entra en contacto con el suelo. Cuanto mayor sea la resistencia, más presión necesita la rueda. Según las tablas de presiones de los fabricantes de MTB esta debe aumentar 0,2 bares por cada 0,2 pulgadas que reduzcan el balón. En las tablas de presión de ruedas de bicis de carretera la norma suele ser que por cada 1 mm que se reduzca la anchura se debe aumentar 0,5 bares la presión. Ten en cuenta que las cubiertas más anchas aportan siempre un mayor agarre y estabilidad cuando tienen menos presión —aunque también se desgastan más rápidamente—.

Presión rueda bici: el peso del ciclista

Lo siguiente en lo que debes fijarte al hablar de la presión de neumáticos de bicicletas es el peso del ciclista. Este es determinante y, como es obvio, cuanto mayor sea el peso, mayor será la presión. Por lo general, los fabricantes recomiendan que por cada 5 kg de peso más se aumente la presión 0,1 bares.

Presión rueda bici: la posición de la rueda

Otra de las dudas más habituales en lo referente a la presión de las ruedas de la bici —independientemente de que se hable de la presión de ruedas MTB, la presión de ruedas de bici de carretera o la presión de ruedas de bici de paseo— es la posición de la rueda (es decir, si se trata de la rueda delantera o de la rueda trasera). Tal como recomiendan los fabricantes, cada neumático debe tener una presión diferente, con una proporción 60-40 con respecto al neumático trasero y delantero. La rueda trasera debe tener más presión porque aguanta más peso y porque es la rueda motriz, esto hace que necesite más agarre y estabilidad. La presión en las ruedas de bicis eléctricas debe ser aún mayor teniendo en cuenta que estas cargan con el peso del motor.

Presión rueda bici: el material del neumático

El material del neumático juega también un papel importante. En este caso se debe considerar la resistencia que ofrece cada uno de ellos, que se mide en TPI (Threads Per Inch o hilos por pulgada). Cuanto mayor TPI, más ligeros son y menos resistente resulta el material del que están hechos. Por ello, requieren un aumento de presión.

Presión rueda bici: el tipo de terreno y las condiciones meteorológicas

Por último, pero no menos importante, influye el terreno, así como las condiciones meteorológicas. Los ajustes más específicos de la presión vienen determinados por el tipo de terreno, principalmente hay que tener en cuenta si es liso o si es irregular; pero también en función de las condiciones meteorológicas. En el primero de los casos (tipo de terreno) se trata de llevar a cabo un cálculo basado en la experiencia del ciclista e ir variando las condiciones. Ten en cuenta que cuanto más liso sea el terreno más presión se necesitará, y cuando hay más irregularidades conviene reducirla para aumentar el agarre. En lo referente a la temperatura hay que tener en cuenta que cuanto más baja es más se reduce la presión, por lo general por cada 10º C menos, se pierde 0.1 bares. Esto es así debido a que el aire se contrae.

Tabla presión ruedas bici montaña

La tabla de presión de ruedas de bici de montaña te servirá de referencia para conocer qué presión debe tener tu vehículo en cada ocasión. Esta mide el ancho del neumático en pulgadas.

Tabla presión ruedas bici carretera

La tabla de presión de ruedas de bici de carretera te servirá de referencia para conocer qué presión debe tener tu vehículo en cada ocasión. Esta mide el ancho del neumático en centímetros.

Cómo hinchar rueda bici: ¿Qué debo tener en cuenta?

Hinchar la rueda de la bici es un proceso muy sencillo, para ello lo único que necesitas es un inflador que, además, puede ser de varios tipos —como es el caso de las bombas verticales o de pedestal, las bombas de bastidor, las bombas compactas o mini, las bombas de pedal o las bombas de doble acción—. Ten en cuenta, en cualquier caso, que la presión de las ruedas nunca debe superar los 9,5 bares ya que ello puede dar lugar a un reventón. Por lo general, una presión en torno a los 8 y 9 bares suele maximizar la relación entre el rozamiento y el agarre, aunque todo depende de las especificaciones que hemos explicado más arriba.